Receta: Tarta de yogur con mermelada de cereza (sin horno)

Receta: Tarta de yogur con mermelada de cereza (sin horno)

Aprovechando que a finales de abril comienza oficialmente la temporada de cerezas, hoy te traemos una receta de lo más apropiada: ¡tarta de yogur con mermelada de cereza! Además esta tarta no requiere horno. ¿La has probado alguna vez?

La mermelada de cereza es un 'must' en la despensa de cualquier cocinillas amante de la repostería. Si aún no te has hecho con ella, ¡te aseguramos que después de ver esta receta la querrás! Por suerte, puedes comprarla online en nuestra web; mucho más rápido y sencillo que ir al súper.

¿Estás listo? Vamos entonces con la receta.

Ingredientes

200 gr de galletas tipo maría.

80 gr de mantequilla.

Mermelada de cereza de La Artesana

4 yogures naturales

300 graos de leche condensada

12 hojas de gelatina.

200 gramos de nata para cocinar.

Un vaso de nata montada.

Cerezas (opcional).

Modo de preparación

Esta receta, además de ser sencilla, ¡no necesita horno! Es refrescante y sabrosa, perfecta ahora que llega el buen tiempo.

Comenzaremos con la base. Para ello trituraremos las galletas tipo maría antes de mezclarlas con la mantequilla. Ten en cuenta que la mantequilla debe estar a temperatura ambiente para formar la masa con mayor facilidad. Si no te has acordado de sacarla antes de la nevera, siempre puedes meterla unos segundos en el microondas.

Removeremos la mezcla hasta crear una masa uniforme. Cuando esté, en un molde previamente untado con mantequilla, esparciremos nuestra masa formando la base de nuestra tarta. Dependiendo del grosor deseado podemos añadir más o menos mantequilla y galletas. ¡A tu gusto!

Ahora vamos a elaborar la mezcla principal. Lo primero que debemos hacer es poner a remojo las hojas de gelatina en un vaso o cuenco con agua fría. Después de unos minutos las meteremos entre 10 y 15 segundos en el microondas para que terminen de deshacerse. Cuando estén ya líquidas, las mezclaremos con el yogur natural, la nata líquida y la leche condensada, formando una crema homogénea, en la que todos los ingredientes deben estar bien integrados.

Por último verteremos nuestra mezcla de manera uniforme sobre la base de galleta y lo dejaremos reposar en la nevera durante 4 horas para que coja consistencia.

Una vez transcurrido este tiempo, esparciremos nuestra mermelada artesanal de cereza hasta formar una última y deliciosa capa que marcará la diferencia. Nosotros hemos decidido añadir también nata montada a modo de decoración, pero este paso es opciones. ¡Nos encanta la combinación de la nata con la mermelada!

Ya con la capa de mermelada de cereza lista, lo idóneo es introducir unos minutos más la tarta en la nevera para que gane consistencia. Pero si no puedes resistirte no te preocupes; ¡también puedes probarla nada más poner la capa de mermelada de cereza!

 

Dejar un comentario

Captcha image